Te recomendamos
- El nacimiento de la familia. Por Darío Oses.

Comunidad Activa
Sugerir Temas
Sugerir Agenda
Sugerir Link
Chile Crónico
Inicio/Chile Crónico...
 
1 / 2 / 3 / 4 / 5 /
 
Entre la historiografía y la memoria

 

Por Darío Oses


Historia de la vida privada en Chile. El Chile contemporáneo. De 1925 a nuestros días. Bajo la dirección de Rafael Sagredo y Cristián Gazmuri. Editorial Taurus. Santiago, 2007.


Con este tercer tomo se cierra esta excelente Historia de la vida privada en Chile, que aporta una aproximación a nuestro pasado distinta de la historiografía centrada en la esfera pública, en los conflictos políticos y militares, en la construcción de las instituciones del Estado, la formación de la nación y en la evolución de la economía.

En sus entregas anteriores esta serie se ocupó del Chile tradicional, desde la Conquista hasta 1840, y del Chile moderno, hasta 1925. Ahora aborda el Chile contemporáneo, de 1925 hasta nuestros días. Como lo advierten sus directores, Rafael Sagredo y Critián Gazmuri, este último volumen plantea un problema interesante: el de las relaciones entre la historiografía y la memoria, y las dificultades de separar ambas, cuando la materia que se trabaja son "nuestros días".


Memorias rivales

En efecto, gran parte de los artículos del libro se refieren a estos días nuestros, es decir, a la historia reciente. Porque "para muchos de los autores las últimas décadas han sido su presente". Así estos autores han sido testigos y hasta actores de los sucesos que se dedican a historiar. El tiempo que trabajan históriográficamente fue su propio tiempo, y como hacen notar Sagredo y Gazmuri: "la tendencia inevitable a lo subjetivo es mucho más grande cuando se hace historiografía del tiempo presente, que cuando se trabaja con testimonios de terceros en un pasado que no conocimos".

La observación de Pierre Vidal - Naquet, que incluyen los directores de esta obra, puede conectarse con el problema anterior. Vidal Naquet habla de "la rivalidad organizada de las memorias como una de las características de las sociedades pluralistas". Las sociedades totalitarias, en cambio, imponen una historia oficial, con la cual la memoria debe coincidir o al menos hacer como que coincide, porque en el ámbito privado siempre hay márgenes de libertad para el ejercicio de la memoria.

En algunos de los trabajos de este libro, especialmente en aquellos relativos al tiempo de la Unidad Popular y del gobierno militar, se advierte que los autores, aún cuando recurran a diversos testimonios, no siempre pueden prescindir de su propia memoria y de la subjetividad de la misma. Esto parece inevitable, no sólo en este libro sino en la memoria nacional. La vida privada de mucha gente que sigue viviendo hoy día, se vio tan traumáticamente alterada con los cambios y procesos históricos que se produjeron entre 1970 y 1990, que la "rivalidad de las memorias" ha pasado a ser parte del Chile contemporáneo. Así, algunos recuerdan el período de la Unidad Popular como un tiempo de liberación, y otros de expropiaciones, de temor y de exilio que, aunque voluntario, no dejó de ser exilio. Por otro lado, hay quienes recuerdan el gobierno militar como una fiesta y otros como una época de persecuciones, abusos y atropellos. Lo que para unos fue un paraíso para otros fue un infierno y viceversa. De modo que uno de los mayores desafíos de construir una sociedad verdaderamente pluralista, es organizar la rivalidad de dos memorias que no sólo son radicalmente distintas sino que además están cargadas de dolor.

La historia o las historias del Chile contemporáneo deberían escribirse tomando en cuenta, casi como un dato empírico, la existencia de estas memorias divergentes, y a esa perspectiva plural contribuye este libro desde la esfera donde la memoria se hace más subjetiva: la de la vida privada.

 
Subir
1 / 2 / 3 / 4 / 5 /
     
 Música  ¿Tu Favorito?  Escríbenos
 Mapa
 Créditos  Un Sitio:
 Patrocina:
 Ganador del: