Comunidad Activa
Sugerir Temas
Sugerir Agenda
Sugerir Link
Perfiles
Inicio/Notas y Reportajes/Rescate/Perfiles...
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7 / 8 / 9 / 10 / 11 /
Diamela Eltit:
"La identidad no es algo fijo, porque eso sería un horror" (continuación)

 

Tiempo y cuerpo

- Siendo el cuerpo un tema presente en su literatura, ¿afectará a sus creaciones futuras el asistir al proceso de deterioro de la generación anterior, que necesariamente anticipa la extinción propia?

- Me he hecho varias preguntas sin respuesta al respecto: si la escritura envejece; si hay una biografía de la letra; si la letra tuviese su propia biografía, no del autor sino de una secuencia temporal que fuera envejeciendo la letra. Me lo he preguntado como pregunta crítica, me da vueltas, no sé responderla, no tengo una respuesta precisa, pero podría ser posible que la escritura ejercida también en el tiempo vaya envejeciendo. No me he dejado de preguntar, si acaso tal como la letra como trabajo, como auto-trabajo al interior de sí mismo, como cuerpo, va envejeciendo, si acaso no se debería jubilar, como se jubilan otros cuerpos trabajadores. Son preguntas que me he hecho frente a las cuales no podría dar una respuesta certera, no estoy segura. Me lo he preguntado más que por mi situación de edad, ésa está clara, siempre he estado clara de ser una mujer en pleno proceso de envejecimiento, pero parece que ese es un problema que no toca la letra, de hecho la pregunto desde otro lugar, no porque yo envejezca si no por una práctica muy larga de esa misma escritura, no tiene que ver con mi persona, tiene que ver con una práctica de la escritura. El proceso de envejecimiento mío es mi problema, lo porto, yo lo llevo de acuerdo a las capacidades que cada uno tiene para enfrentar esos procesos, para mí no tiene una cuestión terriblemente dramática envejecer. Me he preguntado mucho más críticamente y de una forma un poco más angustiosa sobre la posibilidad de que la letra envejezca, que un determinado recorrido de letra envejezca. Efectivamente, hay un discurso del cuerpo, pero cuando yo empecé a escribir no sabía que el cuerpo era el cuerpo, en el sentido más intelectual del término, no disponía de esa matriz teórica, y sencillamente escribí desde un lugar que me parecía interesante, apasionante y que no he abandonado nunca, pero no el cuerpo, a mí me interesan los pedazos…

- Pero también el cuerpo tiene etapas, tiene el período del deterioro y también la pérdida de los referentes corporales de las personas que han sido importantes y que empiezan a morir.

- Literalmente somos seres para la muerte, como dice Heidegger, seres que vamos a morir y a desaparecer. Los órganos están muriéndose antes que uno, los órganos ya empiezan a fatigarse, tal como es la fatiga de material en arquitectura. Pero nunca he pensado en cuerpos jóvenes ni viejos, más bien lo que me interesa a mí es cómo el cuerpo se inscribe en los lugares y hay cuerpos que frente a ciertos lugares son obsoletos, no importa que sean jóvenes pero son obsoletos. Otro tema que no es personal, es el paso del siglo, no sólo traspasamos un siglo si no un milenio, entonces miro con cierta piedad que toda la gente que nacimos en el siglo XX somos milenarios, somos demasiado ancianos, incluso un niño que pueda tener 8 años ya es un niño del siglo pasado, eso lo encuentro conmovedor, estremecedor, la mayor parte de la humanidad es milenaria, llegó a este siglo como un anciano decrépito…

 
Subir
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7 / 8 / 9 / 10 / 11 /
     
     ¿Tu Favorito?  Escríbenos
 Mapa
 Créditos  Un Sitio:
 Patrocina:
 Ganador del: