Torre de la iglesia de Toconao, construída en 1750 con piedra y barro. La cúpula es de madera y cactus.

Revisa el álbum

Comunidad Activa
Hotel Termas de Cauquenes
Casa de los Velasco
Diario de Viaje por la Carretera Austral
Ver Más
 
Turismo Cultural
Inicio/Notas y Reportajes/Turismo Cultural...
1 /

2 /

3 /
Julio 2006
San Pedro de Atacama
La joya del desierto (continuación)

 

El Museo Arqueológico del Padre Le Paige, la iglesia colonial, y el fácil acceso a los geisers del Tatio, el Valle de la Luna, el pucará de Quitor y la aldea prehispánica de Tulor, son, sin duda, los principales atractivos turísticos. A ellos se suman las ruinas incaicas de Catarpe, el mismo Salar de Atacama, la Reserva Nacional Los Flamencos, donde puede apreciarse la rica fauna que habita en estos inhóspitos lugares, y los pueblos vecinos de Toconao , Socaire y Peine con su fuerte carga ancestral.


Iglesia de San Pedro de Atacama

La Iglesia de San Pedro Atacama, declarada Monumento Nacional en 1951, es la más grande de la zona y una de las más antiguas de Chile. Se ubica a un costado de la plaza, donde yacen añosos pimientos. De estilo andino, construida en adobe, está rodea por un cerco de este mismo material, levantado en 1978. El envigado es de tablas de algarrobo, amarradas con cintas de cuero, y la techumbre de tablillas de cactus cubiertas con barro y paja. Los muros actuales datan de 1774, a pesar de haber sido reparada entre 1839 y 1843, luego de un incendio. La torre de adobe fue agregada en 1964 en reemplazo a una más antigua construida en madera.


Museo Arqueológico Padre Le Paige

Fundado por el sacerdote belga Gustavo Le Paige, el Museo Arqueológico que lleva su nombre muestra la evolución de la cultura atacameña a lo largo de más de once mil años, a través de una valiosa colección de arqueología andina que incluye, entre otras cosas, piezas de cerámica, vestimentas, utensilios y momias, siendo famosa la antigua momia atacameña encontrada en el desierto y bautizada como Miss Chile.

La historia del museo se remonta a 1955 cuando Le Paige se radica en San Pedro por su labor pastoral y, en forma paralela, se dedica al estudio del pasado atacameño. Recorriendo aldeas y cementerios logra recolectar el material que es guardado en la casa parroquial. Con la ayuda de la población local, el sacerdote reúne adobes e inicia la construcción de un lugar donde exponer las piezas y luego consigue el apoyo de la Universidad Católica del Norte (UCN), entonces perteneciente a la orden Jesuita, para habilitar el museo. Sin embargo, y pese a su enorme potencial turístico y a su valor patrimonial, la institución no ha logrado contar con el financiamiento adecuado para funcionar a un buen nivel. Un laboratorio de investigación y nuevas salas de exhibición son las necesidades más urgentes.

En cualquier caso, la valoración comunitaria de este museo y su importancia en la vida cultural y académica de la región, ha hecho posible llevar a cabo en él importantes iniciativas. Una muy interesante, por su alcance en la búsqueda de una real proyección para la conservación de nuestro patrimonio, es la "Escuela Andina" que cuenta con el apoyo de CONADI Calama, el Municipio de San Pedro de Atacama, el Museo Padre Le Paige y CONAF II región. En ella se ha capacitado a jóvenes de origen atacameño en el cuidado y manejo de los sitios arqueológicos heredados de sus antepasados, siendo ellos quienes administran estos lugares y sirven de guía a los turistas.
 
Subir
 
1 /

2 /

3 /
     
     ¿Tu Favorito?  Escríbenos
 Mapa
 Créditos  Un Sitio:
 Patrocina:
 Ganador del: