Haz click en la foto para revisar el álbum.

 
 
Más rescate

Miriam Fliman, dueña del Hotel Ultramar.

Alfredo Saint Jean, promotor de Valparaíso.

Generación de recambio: nuevos restoranes en Valparaíso.
La cueca del amor: Los Paleteados del Puerto.
Ver todo Rescate
 

Te Recomendamos
- www.laradioneta.cl: Sitio web de la radio de acción ciudadana de los cerros Alegre y Concepción.
 
Comunidad Activa
Sugerir Temas
Sugerir Artículos y Links
Publicar en Agenda
Rescate
Inicio/Notas y Reportajes/Rescate...
Abril 2005


Hotel Robinson Crusoe

Valparaíso en el mundo

Héctor Calvo 389
Fono: 32 495499
robinsoncrusoe@hotmail.com


Probablemente, el más internacional de los hoteles de Valparaíso sea el Robinson Crusoe. Una inmensa casona remodelada entre los Cerros San Juan de Dios y Bellavista, obra y propiedad de un empresario inmobiliario chileno radicado en Estados Unidos que en 1997 llegó al puerto, donde encontró "un gran potencial para el turismo extranjero". Una oportunidad que él ha sabido aprovechar, ofreciendo a sus clientes europeos y norteamericanos un ambiente de hogar, en donde el propio dueño se encarga de atender a sus exclusivos huéspedes y prepararles, él mismo, las comidas que se les antojan.

Famosos mundialmente son los desayunos del Hotel Robinson Crusoe, en el Cerro Alegre de Valparaíso, que aparecen en importantes guías turísticas de Estados Unidos, Europa e incluso Asia. Preparados por su dueño, el empresario Jorge Yavar, incluyen panes, cheescakes, omelettes y creps horneados en su cocina, donde además elabora los platos a pedido de sus huéspedes. Generalmente extranjeros, norteamericanos y europeos los pasajeros buscan la calidez y el ambiente familiar que este hotel les ofrece. Y es que Yavar conoce a su público y enfoca su propuesta desde la perspectiva extranjera: "Le puse Robinson Crusoe para darle una ubicación geográfica a Valparaíso en el exterior".

Buscador innato, ciudadano del mundo y ex campeón mundial de Polo, este gestor inmobiliario que ha residido la mayor parte de su vida en Estados Unidos, dedicado a la restauración de casas y hoteles, es nieto de doña Anny Braun, perteneciente a una de las familias inglesas más tradicionales del puerto. Sin embargo, no fue su ascendencia la que lo trajo desde el hemisferio norte en 1997 para instalarse a vivir en Valparaíso: "Con mi experiencia afuera, vi que aquí había un potencial".

Obedeciendo a su intuición compró en el Cerro Alegre una gran casona, de 1890, que remodeló y reconstruyó completamente, conservando sólo la volumetría y restaurando la fachada de acuerdo a su original. Planchas de lata acanalada cubren los muros exteriores reemplazando al estaño corrugado traído de Gran Bretaña que usaron los ingleses antiguamente para proteger las viviendas del salado aire marino.

En el interior se despliega un verdadero laberinto de habitaciones de distintas formas y tamaños, escaleras, rincones y pequeños halles, además de su espectacular terraza vidriada. Todo decorado en una mixtura de estilos y materiales que recuerdan la espontánea y ecléctica proliferación de las casas en los cerros de Valparaíso. "Esto no termina, siempre está cambiando", dice Yavar en alusión a las constantes reformas y trabajos que se siguen desarrollando en el edificio. Las habitaciones dobles cuestan alrededor de 100 dólares, incluido, por supuesto, el publicitado y suculento desayuno.
 
< 1 >
subir
     
Prohibida la reproducción de imágenes y textos sin previa autorización escrita.
  ¿Tu Favorito?
Escríbenos
Mapa
Créditos
Un Sitio
Patrocina
Ganador del