Rescate
Inicio/Notas y Reportajes/Rescate...
1 /  2 / 3 / 4 / 5 / 6 /
Marzo 2007

José María Memet, gestor de ChilePoesía


Palabra que refunda (continuación)

 

Espacios emblemáticos

- Poemas en La Moneda y en la Escuela Militar… Ahora se juntan poetas peruanos y chilenos a recitar en el Huáscar... ¿Un intento de transformar la historia con la poesía?

- Allí murieron miles de personas. En el pasado no fuimos muy generosos cuando ocupamos Lima y la mitad de Perú. No podemos mirar con liviandad la historia. Todos queremos refundar este país, porque sabemos que lo hicimos mal para llegar a lo que llegamos. Refundar implica trabajar en el alma. El alma tiene muchas aristas y una de ellas es el Huáscar, algo que pertenece a Perú y que lo tenemos como patrimonio nuestro. Y en ese buque, que sirvió para una guerra que nos enfrentó, simbólicamente está la unión de los dos pueblos. Porque ahí murió Arturo Prat, pero era el barco que conducía Grau, el gran héroe de los peruanos. Nos une la sangre, desde ahí hay que trabajar por integrarnos.

Tenemos más cercanía con Perú que con Argentina y otros países. Ambos miramos hacia el Pacífico. Tenemos que integrar nuestras economías, nuestras culturas, tener una mirada estratégica. Quienes hacen comentarios despectivos en relación a los inmigrantes peruanos, se equivocan. Durante la dictadura miles de chilenos fueron recibidos en todo el mundo y también en Perú. Tenemos que tener la misma generosidad que tuvieron con nosotros. Además, lo que no entienden aquí es que esto era una capitanía y eso era un virreinato. A mí me interesa poner las cosas en su sitio. Este encuentro poético chileno-peruano en el Huáscar va a empezar con una marinera, con cajón y todo, muy bonito.


Cruzar fronteras

- ¿La idea de cruzar fronteras tiene que ver con fundar un territorio poético?

- Territorio político. Somos animales de la polis. El poeta no puede estar fuera del ámbito de la contingencia y de la política. Una cosa es hacer un arte, ser un poeta con poemas notables, que es algo bien difícil, y otra es la vida cívica del poeta. El poeta es un ser cívico como cualquiera, no es una excepción… A mí me interesa intervenir la sociedad en la que vivo porque nadie dijo que no podíamos hacerlo y además porque es necesario hacerlo. A mí, por ejemplo, no me gusta cómo se gobierna este país. Me gustaría una meritocracia y no un compadrazgo. Me interesa luchar contra esta mediocridad y además creo que somos responsables de la sociedad en la que vivimos. Esta sociedad vive de hitos y de recuerdos traumáticos. Este es el único tiempo que tenemos para ser felices. Me interesa que la gente se encuentre, converse, dialogue.

- Pero también está la ventaja de lo que es el enorme espacio hispanoamericano, compartiendo un mismo idioma…

- Nosotros tenemos vocación latinoamericana, son el 80, 90 % de nuestros invitados.

 
Subir
1 /  2 / 3 / 4 / 5 / 6 /
     
     ¿Tu Favorito?  Escríbenos
 Mapa
 Créditos  Un Sitio:
 Patrocina:
 Ganador del: