Agrupación Folclórica Raquel Barros Aldunate..
 
Otros Perfiles
Benito Baranda
Claudio Di Girólamo
Benito Baranda
Arturo Navarro.
Benito Baranda
Marta Cruz-Coke.
Ver todos los Perfiles
 
Artículos Recomendados
- Ciclo de charlas sobre patrimonio arquitectónico de Recoleta a cargo de Raquel Barros Aldunate.
- Cuecas, cumbias y otras hierbas.
 
Comuniadad Activa
Recomendar Articulos Relacionados
Sugerir Temas
Sugerir Links
Publicar en Agenda
Perfiles
Inicio/Notas y Reportajes/Perfiles...
Septiembre 2001

Raquel Barros Aldunate:

La gran dama del folclor (continuación)
El prejuicio hacia el folclor en las clases más acomodadas es un factor que siempre se ha hecho evidente para Raquel: "Incluso en mi casa, cuando se quería decir que algo era vulgar, se decía: es como folclórico. Quizás era una manera subliminal de hacerme desistir de mi empeño. Yo diría que hoy existe un respeto por lo que uno hace, en ese sentido hay un cambio. Por otro lado, hay comportamientos folclóricos muy arraigados en todos los estratos socioeconómicos como tomar aguitas o comer sopaipillas cuando llueve".

En cualquier caso, la suya ha sido una clara opción por los estratos más populares, donde encuentra una mayor motivación por parte de la gente y una gran posibilidad de abrir horizontes a quienes tienen menos herramientas para desarrollarse humana y profesionalmente. "En la agrupación, en una época había muchas niñas de las monjas inglesas. Ahora no. El medio social es más bajo. Porque en los medios altos no hay interés por el folclor. Es en parte por esta desesperación de estar al día con lo de afuera, determinada por nuestra situación de isla. La cosa chilena muy chilena no le gusta a las clases altas, porque aspiran a ser parte de la internacionalidad".

Sin embargo, estas consideraciones no han constituido barrera alguna para el desarrollo de la brillante trayectoria de su Agrupación Folclórica, cuyo medio siglo de historia esperan poder contar en un libro con el apoyo de Fondart. "Nosotros hemos estado presentes en muchos momentos claves, importantes. Bailamos cuando vino la reina Isabel, la reina Fabiola, Vivianne Leigh, el American Theater Dancer, hemos bailado en la Moneda. Pero obviamente no podemos ocupar el lugar del ballet oficial que pertenece al Ministerio de Educación, que es el Bafona".

Bailes y cantos, como los interpretados por chinos de la virgen, son puestos en escena por los niños de su Agrupación con una sencillez y pureza que los hacen aparecer como recién llegados de los perdidos poblados nortinos. Sin embargo, la fidelidad al patrón original autóctono no es, en su opinión, lo central de un buen montaje folclórico. "La proyección del folclor consiste en sacarlo de su ambiente natural y mostrarlo a otros públicos, utilizando medios artísticos. Esto tiene que apoyarse en un trípode cuyas tres patas son: investigación, que en nuestro caso se centra en los comportamientos de la comunidad que vive esta cultura; técnica, tanto instrumental, como de baile, coreográfica y teatral, y creatividad, para encontrar la mejor manera de traducir algo que ya dejó de ser totalmente original, al estar fuera de su medio".

Su trabajo con las cerámicas de Talagante es una contundente prueba de cómo se puede lograr traducir a un lenguaje totalmente diferente una manifestación folclórica. En el sofisticado montaje, lo que la folclorista hace es interpretar a través de coreografías a estas figuras dándoles movimiento, ya que todas ellas contienen una intención de movimiento, al encontrarse realizando diversas accciones. "Esto implica estudiar la cerámica, su origen, sus motivos, el vestuario, y luego buscar los medios creativos para llevar a cabo el montaje". Lo mismo puede decirse de otras obras como "La Zamacueca" y "La Reina del mercado" que se basan en las pinturas homónimas de Caro y Rugendas. El romance Blanca Flor y Filomena, por su parte, fue llevado a un lenguaje de teatro de marionetas.

Pero su legado no se agota en la obra de su agrupación y en la inmensa labor social que Raquel ha desarrollado en el ámbito de la cultura, sino que se extiende a una visión del folclor que supera con creces el concepto maqueteado y reducido que suele manejarse. "El folclor es una forma de ver el mundo. En la cultura folclórica, la educación no es algo formal, sistemático, en lo que tienes que cumplir con un número de ramos, como en la Universidad. En la cultura folclórica tú tomas lo que te sirve, apuntando al mismo objetivo de todo aprendizaje: solucionar problemas; problemas de creencias, de alimentación, de vivienda. El folclor es la forma que la comunidad se da como solución, reconociéndose a sí misma en esa solución".

 
subir
         
|
2
|
3 >
     
Prohibida la reproducción de imágenes y textos sin previa autorización escrita.
Agregar a Favoritos
Escríbenos
Mapa del Sitio
Créditos
Un Sitio
Patrocina