Comunidad Activa
Sugerir Temas
Sugerir Links
Sugerir Agenda
Nuestra Gente
Inicio/Notas y Reportajes/Nuestra Gente...
1 / 2 /
Febrero 2008
 
Lynn Rapu, fundador del grupo Kari Kari
El orgullo del baile (continuación)

Fulgor rapa nui

Son muchos los jóvenes de la isla que practican el folclor como actividad paralela. Este apogeo se explica, en gran medida, por el entusiasmo e interés que las agrupaciones folclóricas despiertan en los turistas y, principalmente, por el fortalecimiento de la identidad rapa nui, gracias al intercambio de los isleños con miembros de otras etnias de la polinesia en la celebración de grandes festivales internacionales de danza y música ancestral.

Los integrantes de Kari Kari, la mayoría entre los 17 y 25 años, están orgullosos de su pertenencia a la agrupación: Son vastamente reconocidos en la isla. Basta verlos el domingo en la playa de Anakena. Caminan seguros, concientes de su popularidad. Son una gran cofradía que disfruta como verdaderos "rock star" rapa nui.

Razones del contentamiento

Antes, Kari Kari se presentaba en diferentes hoteles. Actualmente lo hace en una especie de gimnasio construido por los mismos integrantes de la agrupación y otros familiares, con fondos donados por la comunidad. "Hace 6 meses que estamos acá. Ahora la gente puede observar cómodamente. Esto lo hemos hecho con pequeños aportes, sin apoyo oficial. Aquí se valoriza lo ancestral, nuestros ancestros siempre que realizaban un trabajo lo hacían pensando uno para todos y todos para uno. Ese fue el pensamiento que entregué, construir este espacio para todos".

Actualmente Kari Kari realiza presentaciones todo el año, tanto en la Isla como en el extranjero. Con fondos otorgados por el Ministerio de Relaciones Exteriores Lynn ha podido llevar a la agrupación a Korea y Nueva Zelandia. Recientemente, regresó de Bélgica, a donde espera viajar con todos los integrantes del conjunto para representar a Chile en un festival internacional de danzas tradicionales. Conciente de la importante labor que la agrupación realiza para la valorización y difusión de la cultura rapa nui, considera que los fondos que obtiene no implican una ayuda inspirada en la generosidad, sino que simplemente se trata del dinero necesario para costear la representación de un país a través de su danza en el extranjero. "No creo que sea apoyo que tú vayas a representar a alguien o a un país", argumenta Lynn, de forma tajante y escueta.

Otro de los mayores orgullos de Lynn es ser el impulsor del aprendizaje de los instrumentos de cuerda en la Isla. "Hace 11 años atrás en el Liceo de la isla, uno a dos alumnos tocaban guitarra. Cuando presenté a mi grupo en el primer Tapati, una directora y el alcalde me pidieron que hiciera clases, pero en ese tiempo yo hacía clases a adultos y no tenía la práctica con niños chicos. Me dio un poco de temor. Observé un mes y estuve siete años haciendo clases en el liceo. Hoy en día hay muchas personas que tocan guitarra y ukelele, gracias a este caballero que está acá".

Presentaciones:
Local Kari Kari.
Funciones: lunes, martes, jueves y sábado a las 21 hrs.
Dirección: Atamu Tekena s/n.
Valor: $ 10.000-.


Subir
1 / 2 /
     
     ¿Tu Favorito?  Escríbenos
 Mapa
 Créditos  Un Sitio:
 Patrocina:
 Ganador del: