Salvador Allende Gossens (1908-1973).
+ Chile Crónico
El poeta de la mar, Ignacio Balcells.
Cavancha
La familia Loayza.
Ver Más
 
Te recomendamos
Salvador Allende en Memoriachilena.cl

Comunidad Activa
Sugerir Temas
Sugerir Agenda
Sugerir Link
Chile Crónico
Inicio/Chile Crónico...
 
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7 /
Historias de caudillos y líderes
Héroes trágicos (continuación)

 

Balmaceda y Allende

Son bastante evidentes las simetrías entre José Manuel Balmaceda y el Presidente Salvador Allende. Ambos entraron en conflicto con la potencia mundial hegemónica del momento. Los dos produjeron una polarización total, que dividió a la sociedad chilena en sus respectivos tiempos. Aunque nunca dejó de ser un oligarca y se rodeó de colaboradores de la más rancia aristocracia, como su delfín, Claudio Vicuña, Balmaceda puso también en su gabinete a personas de la clase media, como Julio Bañados Espinoza. Éstos fueron motejados de siúticos y recibieron burlas parecidas a las que sufrieron después los ministros de clases populares que nombró el Presidente Allende.

Allende inició su gobierno con muy buenos auspicios, especialmente en el plano internacional: era el primer intento de socialismo democrático, no impuesto por ejércitos rojos ni guerrillas verdeoliva, sino elegido constitucionalmente. Pero terminó completamente aislado en La Moneda, y lo mismo que Balmaceda, se suicidó para salvaguardar la dignidad del cargo de Presidente de la República.

En el momento en que, junto con unos pocos hombres armados, Allende defiende el régimen constitucional, contra fuerzas abrumadoramente superiores de infantería, aviones y tanques, se convierte también en un héroe trágico.

Sus partidarios fueron perseguidos, encarcelados y salieron al exilio, lo mismo que los balmacedistas derrotados en la guerra civil. El testamento político de Balmaceda, aunque escrito en circunstancias trágicas, concluye con frases tan optimistas como las del último discurso que hace Allende, sitiado en el palacio de La Moneda. Si éste dice "más temprano que tarde se abrirán las anchas Alamedas por donde pasará el hombre libre para construir un futuro mejor", Balmaceda escribe que su bandera, que ha caído derrotada en el campo de batalla "será levantada de nuevo, en tiempo no lejano...". Es decir, Balmaceda y Allende murieron convencidos de que, a pesar de sus derrotas, la historia no demoraría mucho en darles la razón.

La diferencia es que el pronóstico Balmaceda se cumplió. En pocos años el balmacedismo se impuso en el gobierno, Alcérreca y Barbosa, los generales caídos y vejados en Placilla, fueron sepultados con todos los honores militares, y lo que es más importante: la Constitución de 1925 instauró un régimen presidencialista. Posteriormente la Corporación de Fomento de la Producción, consagró el papel del Ejecutivo en el desarrollo económico del país. De modo que el proyecto político de Balmaceda se cumplió. El de Allende no. Su gobierno fue un punto de inflexión: la sociedad chilena cambió radicalmente, pero en el sentido opuesto a aquél al que Allende aspiraba. Tal vez esto acentúe la dimensión trágica de su figura.

 
Subir
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7 /
     
 Música  ¿Tu Favorito?  Escríbenos
 Mapa
 Créditos  Un Sitio:
 Patrocina:
 Ganador del: